SALUD

8 de febrero de 2019

Viajaron desde Río Negro en busca de un tratamiento para su hija

Tucumán es referente en la detección de las alergias alimentarias, tal es así que una familia recorrió todo el país para poder acceder al servicio que presta el hospital Nicolás Avellaneda.

Rossana Chahla a cargo del Ministerio de Salud Pública de Tucumán, tiene como uno de sus objetivos iniciar acciones y encontrar soluciones a esta problemática. Es por eso que la provincia cuenta con un consultorio y una escuela únicos en el país, destinados a esta patología. Esto atrajo a una familia de Río Negro que participará este año del ciclo lectivo, buscando implementar la metodología utilizada en la provincia y llevarla a su comunidad.

Melina tiene ocho años y padece alergia alimentaria. Vanesa González, su mamá, contó que luego de recorrer varios consultorios médicos pudieron detectar la patología severa que padece: “Río Negro aún está en proceso de crecimiento en el tratamiento de esta enfermedad. Nosotros somos de la ciudad de Catriel y hay aproximadamente 70 familias que luchan para tener una atención completa”, sostuvo la mujer. Asimismo explicó que el objetivo más próximo es la Ley de Leche Medicamentosa, ya que se encuentra vigente en la ciudad. Pero sostiene que no alcanza a tener una cobertura total.

El papá de Melina, Sergio Cartes, dijo que hace tres meses que su hija tiene el alta médica, luego de cinco años de tratamiento: “Todo lo que comía le caía mal y los médicos tardaron en dar con el diagnóstico. Ahora estamos en Tucumán y lo tomamos como ejemplo para poder llevarlo a nuestra provincia. El trabajo que se hace en este hospital es increíble y son muchas personas que apuntan a un mismo objetivo”, explicó.

La alergia alimentaria es una respuesta inmune exagerada del organismo, al entrar en contacto con los alérgenos de tipo alimentario. Es decir que después de consumir un alimento o uno de sus derivados, el organismo reacciona con hipersensibilidad.

Desde la dirección del hospital Avellaneda, a cargo de Luis Medina Ruíz, expresaron que el objetivo es que los niños lleguen a un diagnóstico precoz de alergias alimentarias y evitar de esa manera daños mayores. “Los síntomas son muy contraproducentes para la salud y crecimiento del niño. Queremos que el próximo encuentro sea a través de tele salud, ya que por medio de este método podemos llegar a cualquier parte del país para ampliar nuestro acceso y experiencias”.

La presidenta de la Fundación Accunaa (Asociación Civil para el Cuidado de Niños Alérgicos Alimentarios), Eliana Orellana, indicó que esta familia busca implementar todas las estrategias que se realizaron en Tucumán. “Somos ejemplo y referentes nacionales en alergias alimentarias. Somos la única provincia que tiene una ley que reconoce la leche y el tratamiento integral de los niños”.


**El consultorio de alergia alimentaria del hospital Avellaneda atiende lunes, martes y jueves de manera espontánea, turnos programados o por medio de Salud Escucha 0800-4444-999.

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios