La franquicia argentina ganó, gustó y goleó

Las buenas noticias para el rugby argentino continúan de la mano de los Jaguares: sumaron su octava victoria en las últimas nueve presentaciones y se aseguraron un histórico primer lugar en la Conferencia Sudafricana. Fue 34-7 sobre los Sharks en el Estadio José Amalfitani por la anteúltima fecha de la fase regular.

Había mucha expectativa por ver a Jaguares en su vuelta a Buenos Aires luego de la exitosa gira por Oceanía. El antecedente de la goleada en Durban (51-17 con siete tries), los siete triunfos en los últimos ocho encuentros jugados y una ventaja de cinco partidos contra los equipos sudafricanos en condición de local eran un condimento acorde para decir presente. Más público que de costumbre, 15.128 personas, y la gran ocasión por coronar todo lo bueno hecho en Nueva Zelanda y Australia, para así poder jugar los cuartos de final por primera vez en la Argentina.

 

El equipo argentino ganó, gustó y goleó. Lo hizo por merecimiento propio y justificó el lugar que actualmente ocupa en la tabla de posiciones. Creció con el correr del torneo y se hizo fuerte en su intimidad. Mejoró sus debilidades –scrum y defensa en especial- y consolidó sus fortalezas –el line y la capacidad de definición-.

Jaguares sueña a lo grande. Es el número uno de la Conferencia Sudáfrica y buscará la gloria en su casa y ante su propia gente.

Compartir

Comentarios